Guía para reformar tu casa como un interiorista - enclavedeco.com
7488
post-template-default,single,single-post,postid-7488,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode_grid_1200,qode-theme-ver-12.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.2,vc_responsive

Guía para reformar tu casa como un interiorista

Completa guía para reformar tu casa con todos los pasos que sigue un interiorista

Tengo claro que afrontar una reforma ya sea parcial o total, pone nervioso a cualquier. Una de las mayores preocupaciones es el presupuesto. Por eso he creado esta guía para reformar tu casa, con ella podrás prevenir sorpresas desagradables.

Junto a la ilusión que nos invade el poder disfrutar de un espacio que se adapte a nuestros gustos y necesidades,  aparecen un millón de dudas y temores. Los debemos afrontar y resolver para no caer en un espiral de estrés y agotamiento.

Para que esto no suceda lo mejor es adelantarse y planificarlo todo al milímetro en la medida de lo posible.

La clave está en la planificación

guia para reformar tu casa

En esta guía para reformar tu casa te voy a hablar de:

Tipos de reforma

Identifica tus necesidades

Aprende a tomar medidas

  • Crea un plano con el estado actual de tu vivienda

Crea tu proyecto de reforma

Dimensiones y distancias mínimas de equipamientos en cocinas y baños

  • Distribución de la cocina
  • Distribución del baño

Dimensiones y distancias mínimas de los muebles

Un tipo de iluminación para cada caso

Cómo marcar los puntos de luz y electricidad en un plano

Acabados

  • Puertas
  • Ventanas
  • Encimeras para la cocina
  • Muebles de cocina
  • Suelos
  • Revestimientos para paredes

Pedir presupuestos

  • Memoria de derribos y acabados
  • Identifica a los industriales

Permisos y licencias

Dirección de obra

 

 

“Conviértete en tu propio interiorista”

 

guía para reformar tu casa

 

3 TIPOS DE REFORMAS

1º reforma de acabados:

Vendría a ser un cambio de imagen o estilo de los acabados de nuestra actual vivienda. Cambiar suelos, pintar paredes, cambiar puertas y ventanas, cambiar cocina y/o baños.

Es posible que la distribución actual de tu vivienda sea adecuada a tus necesidades y no necesites variarla, pero eso no significa que no debas pensar muy bien que tipos de materiales vas a utilizar para los acabados.

Si no vas a variar la distribución salta al paso “Aprende a tomar medidas“, pero yo te recomiendo que sigas leyendo aquí… Nunca se sabe, a lo mejor descubres que si cambias tu distribución ganas en calidad de vida. Y, ya que estás metido en obras no vendrá de tirar una pared. Pero nunca lo decidas sobre la marcha, hazlo antes.

2º reforma de distribución, instalaciones i acabados:

Previo a lo mencionado en las reformas de acabados, en este tipo de reforma se va a cambiar la distribución del espacio para adaptarlo a tus necesidades específicas.

Evidentemente esta conlleva una mayor complicación y sería necesario el asesoramiento de un profesional, aunque después seas tú quien se ocupe de la reforma.

3º Reforma de elementos estructurales:

Son aquellas que afectan a los elementos estructurales tales como: Vigas, pilares, forjados, paredes maestras, tejados….Aquí es imprescindible la actuación de un arquitecto por razones obvias de seguridad y permisos.

¿En qué casos se necesita un aparejador o un arquitecto?

Buena pregunta, depende… ¿y de qué depende?. Pues del Ayuntamiento al que pertenece la vivienda a reformar.

Un arquitecto es necesario cuando se trata de obra mayor (obra nueva, modificación de estructura, alteraciones en fachadas, volumetría…). Aunque algunos ayuntamientos tienen su propia vara de medir y permiten al aparejador realizar algunas de ellas.

Mejor consúltalo antes.

 

IDENTIFICA TUS NECESIDADES

Aquí no se trata de identificar lo que te gusta, se trata de ser sincero contigo mismo e identificar lo que necesitas. Sólo así podrás  solucionar tus carencias actuales y crear espacios a tu medida.

Para identificar tus necesidades debes recorrer mentalmente todos y cada uno de los pasos que tiene tu día a día dentro de tu vivienda, desde que te levantas hasta que te acuestas.

Nadie sabe mejor que tú el estilo de vida que llevas, cuantos sois en casa, que prioridades y necesidades tiene cada uno.

No utiliza de la misma forma los espacios un soltero, una pareja sin hijos o una familia. Puede que todos ellos sean propietarios de un piso exactamente igual pero te aseguro que no le van a dar el mismo uso los unos que otros.

No vale con querer una cocina nueva como la que se acaban de hacer tus nuevos vecinos de arriba, una pareja sin hijos que salen de casa cada mañana solamente con un café en el cuerpo, que apenas paran en casa sólo para dormir y que viaja continuamente por su trabajo.

Puede que tu tengas tres hijos a los que preparar cada mañana el desayuno antes de ir al colegio…O puede que te encante celebrar cenas en casa con amigos y familiares… quizás una de tus aficiones sea la repostería….

En este caso la diferencia entre las necesidades de tus vecinos y las tuyas son abismales.

Ellos van a reformar su espacio de una forma muy distinta a la que lo deberías hacer tú.

Mientras que tus vecinos no necesitan 4 habitaciones y prefieren disponer de  espacios diáfanos, una familia con tres hijos necesita aprovechar al máximo esas 4 habitaciones y disponer de, al menos, 2 baños.

 

“Analiza como vives y descubrirás tus necesidades”

 

Las combinaciones posibles son tantas que tu eres quien mejor puede identificar tu caso y saber  lo que realmente necesitas.

Dicho esto te voy a plantear varias necesidades y posibles  soluciones que suelen pedirme a mí como interiorista:

Ampliar espacios o crear espacios diáfanos

Una buena solución para ampliar espacios es derribar la pared que separa la cocina del salón comedor, te puede parecer que pierdes pared de almacenaje en la cocina pero no es realmente así

Eliminar puertas y tabiques innecesarios

Seguir con la decoración hacia el porche o la terraza para ampliar el salón

Una cocina más grande

Añadir un baño más, esto no es tan sencillo como parece, uno no puede poner un baño donde le parezca, sobre todo si vive en un piso. Te lo explico en el apartado baños.

Una vez tienes tu lista de necesidades el siguiente paso es saber de que dispones para trabajar, es decir con qué espacio cuentas, que paredes puedes eliminar o añadir. Para ello vas a tener que hacer un plano de tu vivienda.

Aunque en principio te puede parecer que medir es sencillo no está de más que te explique cómo medir correctamente, te sorprendería la cantidad de gente que no lo hace bien y tienen que volver a medir de nuevo cada vez que desean pedir un presupuesto.

No podemos obviar este paso si queremos llegar a una solución práctica.

 

APRENDE A TOMAR MEDIDAS

Tomar medidas no es algo trivial, es muy importante que lo hagas bien porque de ello va a depender que sepas lo que puedes hacer y cuanto te va a costar.

Como no sé si vas a utilizar alguna herramienta online o lo vas a hacer a mano alzada yo te voy a explicar todos los pasos a mano. Porque aunque luego utilices otra herramienta de hacerlo a mano con anterioridad no te salva nadie.

Te puede parecer obvio pero no lo subestimes ya que te va a facilitar mucho el trabajo posterior. Una  forma sencilla de tomar las medidas para que no se te escape ninguna es esta:

  1. Utiliza un papel cuadriculado, lápiz y goma de borrar
  2. Colócate en la puerta del espacio
  3. Comienza a dibujar en el sentido de las agujas del reloj
  4. Cuando tengas este primer espacio marca puertas y ventanas
  5. Mide todos los espacios que quedan entre ellas
  6. Toma la medida de las diagonales del espacio
  7. Sitúa los interruptores, enchufes, teléfono, antena y tomas de agua.

No olvides medir las alturas!!!

Es importante saber las alturas de techos, puertas, ventanas y de las tomas de corriente, interruptores y agua. Por ejemplo, para tomar las medidas de las ventanas:

  1. Traza una línea de suelo y una de techo
  2. Dibuja la ventana
  3. Mide la altura del suelo a la ventana
  4. La altura de la ventana
  5. La medida de la ventana al techo
  6. Ahora la anchura de la ventana y apunta si consta de una o dos hojas.

Para seguir con el plano nos situamos en la puerta de la siguiente habitación, no olvides medir el grosor de la pared que las separa y de apuntarlo en el plano.

Repetimos la misma operación espacio tras espacio hasta completar el plano.

Identifica y marca los muros de carga y los tabiques. En este punto te puedes guiar por las medidas, (un muro de carga mide un mínimo de 11,5 cm) pero lo mejor es no arriesgarse y pedir consejo a un profesional ya que el grosor de una pared no siempre es la pista que nos ayuda a decidir si se puede tirar o no.  En ocasiones los tabiques también soportan carga, sobre todo si ha habido movimientos en la construcción con el paso del tiempo.

A escala:

Para empezar a proyectar necesitas que el plano esté a escala, cuando yo estudiaba utilizábamos una regla que recibe el nombre de escalímetro (todavía las venden), pero con un regla común puedes hacer tu mismo las proporciones y darle un valor a cada cm.

planos a escala

Lo más habitual es trabajar con escala 1:50 por lo que si una pared mide 2,5m con una regla normal serían 5cm. (1cm equivale a ½ metro)

 

CREA TU PROYECTO DE REFORMA

Una vez tengas claras tus necesidades y  hayas creado un plano real del espacio llega el momento de ponerte creativo y proyectar.

Lo más sencillo es utilizar un papel de cebolla, situarlo sobre el plano del estado actual de tu vivienda e ir haciendo pruebas.

También puedes utilizar alguna herramienta online, las hay de manejo bastante sencillo e intuitivo. Pero no olvides guardar un plano del estado actual.

“Obviamente vas a necesitar el plano del estado actual de la vivienda y el plano del nuevo proyecto para pedir presupuestos”

Una de las tendencias más seguidas en estos tiempos es la de abrir y unificar espacios derribando tabiques.  Puedes volverte loco y comenzar a derribar todos los tabiques posibles o, puedes respetar los espacios privados como los baños y dormitorios y crear un espacio polivalente con el salón, el comedor y la cocina.

Si bien la distribución de los espacios los dejo a tu elección, me gustaría que siguieras estos consejos en la distribución del baño y la cocina, para que no te equivoques y que cuando vayas a pedir presupuesto los distintos industriales ellos te modifiquen tus ideas porque no se puede hacer según lo habías planteado tu.

 

DIMENSIONES Y DISTANCIAS MÍNIMAS DE  EQUIPAMIENTOS EN COCINAS Y BAÑOS

  • DISTRIBUCIÓN DE UN BAÑO

Es posible que únicamente quieras cambiar el aspecto de tu baño sin modificar el la distribución de los sanitarios, pero, si has pensado en cambiarlos de lugar debes tener en cuenta el bajante fecal (feo nombre pero en el baño es quien manda) sobre todo si es un bloque de pisos.

Lo ideal es no mover el inodoro de sitio y distribuir el resto de piezas a su alrededor. Si en tu proyecto deseas moverlos tienes que saber que no vas a poder hacerlo más allá de 1m.

¿Qué es el bajante?

El bajante es la tubería vertical que permite evacuar las aguas fecales o negras del edificio. Los sanitarios se conectan a través de cañerías horizontales de diámetro inferior al bajante y lo más importante, para su correcto funcionamiento, siempre deben tener una ligera pendiente para que los residuos no se queden estancados. Puesto que los residuos del inodoro son mayores que los del resto de sanitarios, su tubería horizontal es la que más pendiente debe tener.

Es importante la elección de una distribución adecuada en función de la situación del bajante es el primer paso a seguir, pero si aún así nos interesa que el inodoro o la ducha estén más alejados, entonces no tendremos otra opción que elevar estos sanitarios elevando el suelo de parte del baño. Esta opción, con un buen diseño, puede acabar resultando muy funcional y estéticamente interesante. Calcula entre 3 y 4 cm de altura por cada metro de distancia.

El orden de cercanía a la bajante es: inodoro, bañera/ducha, bidé y lavabo

Si quieres crear un baño más en tu vivienda lo más sencillo es que esté junto al que ya existe para aprovechar el bajante. En caso de que vivas en una casa es más fácil porque no tienes un vecino debajo y el espacio para colocar una tubería inclinada hacia la bajante será mayor.

 

Consejo para el diseño y la distribución de un baño:

Si no dispones de un espacio muy amplio te aconsejo que alinees las piezas, con ello simplificas el recorrido y creas profundidad. Las piezas grandes mejor al fondo, aprovechas mejor el espacio. Una mampara transparente será la guinda para que el espacio fluya.

distribuir un baño

Dimensiones y distancias mínimas en el baño:

Las dimensiones de los sanitarios son variadas, podemos encontrar una gran oferta en el mercado (tú eliges). Es importante ser consecuente y escoger los de un tamaño adecuado para el espacio del que disponemos.

Las medidas más importantes que debes respetar son las distancias mínimas que han de guardar cada pieza entre sí para la comodidad de su uso y el tránsito dentro del baño.

  • Inodoro i bidé deben respirar entre 15 y 25 cm por los lados y 60 cm por delante.
  • El lavabo también necesita 60 cm delante
  • Para una bañera necesitan una zona de secado de 60×120 cm.
  • Para una ducha 70×70 cm.

 

  • DISTRIBUCIÓN DE LA COCINA

Para una correcta distribución de la cocina debes tener en cuenta que esta se divide en tres áreas, almacenaje de alimentos (nevera), lavado y cocción. En un mundo ideal estas tres zonas formarían un triángulo entre ellas para el correcto desplazamiento de los alimentos a la hora de cocinarlos.

guia para reformar tu casa

Distintos formatos de cocinas

Cocina en forma de L, suele ser la más habitual, donde la zona de trabajo queda bastante recogida y además  puedes colocar una mesa para las comidas diarias. Queda bien tanto en espacios pequeños como grandes.

Con distribución lineal, la zona de trabajo se centra en una pared, es la mejor distribución para cocinas estrechas. En estas cocinas hay más desplazamiento por lo que es importante colocar la zona de fuego en el centro.

Frentes paralelos: como su nombre indica dispone de dos líneas de trabajo una frente a la otra. Debe haber entre ambas líneas al menos 120cm de distancia. Es aconsejable colocar las zonas de trabajo al fondo para evitar el efecto túnel y también es importante que la zona de cocción y la de lavado estén en el mismo lado para evitar accidentes.

En forma de U: Esta es la que tiene el flujo más cómodo, en ella se cumple la ley del triángulo que te comentaba, requiere de espacios de medianos a grandes.

Con isla: es la que requiere mayor espacio, lo ideal es que haya unos  90 cm entre los muebles y la isla para un tránsito correcto.

Abierta al salón: Puede ser cualquiera de las anteriores a las que hemos derribado parte o un tabique completo. ¿No estamos de reformas? Pues esta es una buena opción: cocinas pequeñas abiertas al salón

Dimensiones y distancias mínimas de una cocina:

Los muebles inferiores suelen tener unas medidas estándar de 60 cm de profundidad y los superiores de unos 35 cm.

Altura del mobiliario de la cocina.Lo acertado es colocar los muebles superiores a unos 140 cm del suelo. Es la medida general que los hace accesibles para la mayoría de las personas.

Si vas a poner dos líneas de armarios enfrentadas en la cocina, recuerda dejar un espacio mínimo entre ellos de 120 cm. Es la distancia de espacio libre recomendado.

Sobre los elementos de la encimera de la cocina, la placa debe tener en los laterales un espacio mínimo de unos 40 cm por seguridad. La campana se colocará sobre esta, a una altura entre 50 y 70 cm, debe ser de dimensiones superiores a la placa, es decir si colocas una placa de 60 cm se recomienda una campana de 80 o 90 cm de ancho.

La distancia del fregadero hasta la placa no puede ser inferior a 60 cm y entre estos y el horno debe haber como mínimo unos 40 cm.

Medidas:

  • La altura media de las cocinas suele estar entre 2,15 m y 2,35 m.
  • La profundidad de casi todos los muebles y electrodomésticos se sitúa entre 60 cm y 70 cm.
  • Los muebles superiores se suelen colocar a 140 cm del suelo, una altura a la que pueden acceder la mayoría de las personas.
  • Los laterales de la vitrocerámica o placa deben tener un mínimo de 40 cm.
  • La campana se coloca normalmente a 50 cm o 70 cm de altura.
  • Entre el fregadero y la vitrocerámica no puede haber menos de 60 cm en cocinas de tamaño normal y 45 cm en el caso de cocinas muy pequeñas.

reformar baño

 

DIMENSIONES Y DISTANCIAS MÍNIMAS DE LOS MUEBLES

Salón, comedor y dormitorios.

Entre el sofá y la mesa de centro debe haber un mínimo de 40 cm.

La distancia entre el sofá y la TV depende del tamaño de esta. Si es mediana entre 2 y 3 m., si es grande la distancia debe oscilar entre 4 y 6 m.

Para poder sentarse y moverse sin problemas en el comedor, entre la mesa y la pared o un mueble (vitrina, consola o aparador), deben existir 85 cm. Recuerda que cada comensal necesita un mínimo de 60 cm. alrededor.

La distancia ideal entre la cama y un armario o cómoda debe ser de 90 cm. y de 6o cm. si solo está la pared.

Las zonas de paso cuanto más amplias sean, más sensación de amplitud proyectarán. El mínimo aconsejado es de 80-90 cm.

Cuanto mayores sean las zonas de paso mayor será la sensación de amplitud. Se recomiendan entre 80 y 90cm.

Esto ya va tomando forma…

¿Ya tienes tu distribución del espacio ideal? Bien ahora le toca el turno a la iluminación y electricidad

 

UN TIPO DE ILUMINACIÓN PARA CADA CASO

Piensa bien habitación por habitación, imagínate en cada una de ellas y visualiza los movimientos que realizas cuando estás en ellas. Así sabrás qué necesidades necesitas cubrir.

La iluminación interior de una vivienda es uno de los aspectos más importantes, quizás el que mayor carácter puede aportar pero, a menudo se deja para el final de la obra sin darnos cuenta de que una buena planificación de la misma puede transformar por completo un espacio.

La gran ventaja de la iluminación artificial es que podemos regularla en función de nuestras necesidades. Cuando planeas una buena iluminación debes plantearte las siguientes preguntas: ¿dónde, por qué y cuanta luz debe proyectarse?

Si seguimos estas pautas podemos crear distintas escenas de luz que van a modificar cada uno de nuestros espacios interiores.

 

Tipos de iluminación:

  • General: meramente funcional, te recomiendo varias fuentes de luz en lugar de una central, puedes controlarla mediante reguladores de intensidad. Desde el punto de vista decorativo, atrás quedaron aquella gran cantidad de halógenos empotrados para ser sustituidos para ser sustituidos por una luz más indirecta a base de foseados en paredes y techos.
  • Puntual: Esta luz es más intensa y la debes utilizar para iluminar una actividad puntual como la mesa de comedor, cabecero de la cama, zonas de trabajo…dejando el resto en sombra. Se suele utilizar lámparas de pe, de suspensión o de sobremesa.
  • Decorativa: Esta es la que se utiliza para crear efectos teatrales, toques especiales como iluminar una escultura, un punto de luz sobre un estante o mueble. Sirve para realzar detalles o dar protagonismo a un objeto.

 

Iluminación en el baño:

La iluminación del baño creo que merece una mención aparte porque debemos tener especial cuidado con ella, ya que se trata de una zona húmeda y debe cumplir unas normas básicas.

  • Iluminación general: Si el baño no es mayor de 6 m2 con la iluminación general será suficiente, pero si es mayor o quieres incluir luz sobre la bañera o ducha deberás colocar focos empotrados, iluminación led o bañadores de pared estancos. Es muy importante que respeten los índices IP de estanqueidad para zonas húmedas y así cumplan la normativa.
  • Iluminación del espejo: Un error muy común es iluminar la zona del espejo desde arriba, esto provoca sombras desagradables en el rostro y son incómodas tanto para afeitarse como para maquillarse. Una correcta iluminación sería apliques sobre el espejo que la luz lo bañe por completo o los espejos que llevan luz en todo el perímetro.
  • Iluminación efecto Spa: para relajarte, lo mejor es iluminar piezas concretas o incluir puntos de luz en paredes y suelos.

Para que este efecto  cumpla su función será necesario utilizar varios interruptores para activar solamente las zonas deseadas.

Iluminación de la cocina:

También es importante mencionarla a parte.

  • Lo ideal es poner una luz general que ilumine toda la estancia, pero a la hora de trabajar los muebles altos y nosotros mismos creamos sombras incómodas por lo que es importante poner un punto de luz sobre el fregadero y fluorescentes o tiras de Led bajo los muebles altos.
  • Si incluyes una zona para comer, como una mesa o una barra deberías utilizar sobre ellas una luz más cálida utilizando una o varias lámparas de suspensión.
  • Hoy en día existen otras zonas que podemos iluminar como son los estantes (creando un efecto muy atractivo), o el interior de los cajones (una elección muy práctica y sofisticada).

Ha llegado la hora de crear el plano definitivo de la reforma incorporando los puntos eléctricos. Para ello te he creado una infografía con los elementos más habituales en una vivienda. Deberás situarlos en el plano uno a uno.

guia para reformar tu casa

Con líneas discontinuas deberás  indicar que interruptor enciende cada punto de luz, cual debe ser regulador de intensidad, cual enciende un enchufe y cuales deseas que estén conmutados (ej. conmutado: cuando quieres que la luz del dormitorio se encienda desde la entrada pero también quieres que se apague desde la mesilla de noche).

guia para reformar tu casa

En un rincón del plano escribe una leyenda en la que incluir los símbolos y su significado. Así los industriales los puedan identificar correctamente.

 

MATERIALES Y ACABADOS

PUERTAS

Puertas de madera maciza. Suelen ser las más caras, pero también las más duraderas y resistentes.

Puertas chapadas. Una opción más económica que la anterior, se utiliza aglomerado chapado con madera y hace que resulten también bastante resistentes.

Puertas huecas. Una opción de las más económicas del mercado, pero también de la que presenta una menor calidad. No ofrecen el mismo aislamiento a los ruidos y a las temperaturas que las puertas anteriormente mencionadas.

 

VENTANAS

Madera: otorgan un aire rústico y natural, buen aislante pero necesitan mantenimiento.

PVC: Se adaptan a cualquier estilo gracias a la variedad de colores e imitaciones que presentan. Muy demandadas por su capacidad de insonorización.

Aluminio: Muy resistentes son las que suelen presentar los mejores niveles de aislamiento térmico. Amplia gama de acabados y colores.

 

ENCIMERAS DE COCINA

Corian: compuesto por 1/3 de resina acrílica y 2/3 de hidróxido de aluminio y se caracteriza por ser muy resistente y termoformable. Ofrece la posibilidad de realizar diseños sin juntas aparentes.

Silestone: Formado por un compuesto de Cuarzo Natural. Gran variedad de colores y texturas. Incorpora una protección antibacterias que garantiza máxima higiene y limpieza. Una resistencia y dureza extraordinarias.

Acero: se caracterizan por su versatilidad. Son encimeras muy utilizadas en el sector profesional de la restauración. La gran ventaja de este tipo de encimeras es que son extremadamente higiénicas. Aspecto súper moderno y elegante a la cocina. Además requieren un mantenimiento mínimo ya que se limpia con agua y jabón.

Granito: Una de las principales elecciones a la hora de elegir un material para la encimera. Al tratarse de un producto natural ofrecen texturas y colores que son imposibles de igualar con otros productos. El granito es una piedra formada principalmente por cuarzo, feldespato y mica. Gran dureza y estéticas únicas.

Mármol: aunque son un material más delicado ante roturas, son ideales para cualquier cocina, ya que ofrece un soporte perfecto para evitar arañazos o poner cualquier tipo de recipiente todavía calientes, ya que ofrece una gran resistencia al calor. Frente a otros materiales como el granito las encimeras de Mármol aportan belleza natural.

Compactas: son encimeras altamente resistentes que tienen multitud de aplicaciones. Se trata de un laminado de alta presión. Están laminadas por ambas caras, por lo que además de su uso como encimeras para la cocina, también se aplican para decoración de interiores en baños, paredes o mobiliarios de uso sanitario.

Laminadas: son las que más se han utilizado en la cocina, dada su gran variedad de diseños y colores. resistentes  a golpes y arañazos. Son las más económicas y tienen la ventaja de ser de disponibilidad inmediata. Quedan instaladas en el mismo momento que se monta la cocina.

 

MUEBLES DE COCINA

Laminados: Los más utilizados. Las principales ventajas que ofrecen es la homogeneidad de los tonos y los colores, ya que no se alteran con el paso del tiempo y los materiales son de gran resistencia, porque están preparados para hacer frente al uso diario de la cocina.

Lacados: Ofrecen la posibilidad de elegir entre numerosos colores, acabados y tipos de puertas. Desde brillos, mates, texturados, hasta decapados o envejecidos y pasando por una amplia gama de diseños de puertas, con formas más modernas a formas más clásicas y tradicionales.

 Madera: Ofrecen la posibilidad de elegir entre numerosos acabados de madera y tonos de barniz. La madera transmite calidad y tradición y le da un aire artesanal a la cocina. Existen multitud de puertas con diferentes formas, desde la más trabajada a la más sencilla y actual.

 

SUELOS

La elección de los suelos es muy importante, no es algo que podemos cambiar si no nos gusta como el color de una pared. Ten en cuenta tanto su aspecto como sus características.

Fácil de limpiar en la cocina, resistente en el salón, cálido en el dormitorio, y antideslizante en el baño.

Si tu vivienda no es muy amplia, te aconsejo que intentes utilizar el mismo pavimento, si no puedes en toda la casa, en gran parte de ella. Estos son los suelos que mejor funcionan en cada zona:

 

Para la cocina: fácil de mantener, resistente a los golpes y que no absorba manchas. Los ideales: el granito, piedra natural de gran resistencia o un porcelánico, hormigón continuo sin juntas y las resinas antideslizantes. 

Para el salón: Suelos cálidos, confortables y de aspecto acogedor. También es importante la resistencia aunque no tanto como en la cocina y los baños. Los ideales: El mármol, la madera, los laminados, la baldosa hidráulica, el bambú…

Dormitorios: aquí prima lo confortable y la calidez. Los ideales: la moqueta (Lana, sintética o de fibras naturales), la madera, los laminados, el bambú o los porcelánicos que son capaces de conservar la temperatura ambiente. 

Para el baño: En el baño necesitas un suelo resistente al desgaste, antideslizante y que soporte la humedad y los cambios de temperatura. Los ideales: La arenisca, el microcemento, maderas con tratamiento antihumedad (como en los barcos).

 

REVESTIMIENTOS PARA PAREDES

No quería dejar este tema sin tocar, los revestimientos para paredes están a caballo entre la reforma y la decoración, pero si has pensado en algo así para tu casa ahora es el momento de incluirlos.

Aportan mucha personalidad y, aunque yo no abusaría de ellos, siempre incluyo alguno en mis diseños.

 

Paneles decorativos: Son paneles de poliuretano que imitan piedra, ladrillo, acero…

Madera: Mejora el aislamiento acústico y crea un ambiente cálido y acogedor.

Papel pintado: Aunque pueda resultarte un concepto antiguo están muy de moda y existe una variedad infinita en el mercado adaptados a las tendencias del momento.

Vidrio: Una solución moderna que aporta luminosidad, aunque es un material frio puedes combinado con otros más cálidos.

Azulejos: No creas que sólo se utilizan en baños y cocina, algunos imitan otros materiales con un aspecto muy realista.

Mármol: No pasa de moda, elegancia y distinción.

Metal: El metal transmite una estética industrial muy vanguardista, podrás crear ambientes muy atractivos y rompedores.

Fibras naturales: Si lo que te gusta es lo ecológico, existe una amplia oferta de corcho, bambú, sisal…etc.

 

PEDIR PRESUPUESTOS CORRECTAMENTE

 Crea una memoria de derribos y acabados:

Antes de poder pedir presupuesto a los industriales que tomarán parte en la reforma debes redactar una memoria de acabados para adjuntar a los planos. Guía para reformar tu casa.

En ella debes especificar todos y cada uno de los materiales y elementos que quieres eliminar y los que quieres incluir. Un interiorista añade las calidades, las cantidades y los metros cuadrados necesarios para cada partida. Así como los modelos y referencias de los distintos elementos.

Esto pueden hacerlo porque en su despacho disponen de catálogos actualizados de tipos de pavimentos, de iluminación, de sanitarios, cocinas, telas…etc. Aunque a veces han de salir a buscar nuevas opciones esto ya les sirve para un anteproyecto.

Como tu no dispones de esta información lo más sencillo es que apuntes los m2 y/ o las cantidades y vayas directamente con ello a pedir presupuesto al industrial o la tienda que toque para cada partida. Siempre con tu plano en la mano.

Los distintos industriales que actuarán en la reforma te pueden aconsejar e incluso suministras los distintos materiales: suelos, baldosas, interruptores, luces… pero si temes que te van a cargar algo sobre el precio opta por cómpralos tú, eso sí, no desoigas sus consejos te pueden ayudar a no equivocarte.

 

Identifica a técnicos e industriales:

No te impacientes, antes de empezar,  debes pedir presupuesto de tu reforma. Cuando lo hagas pide también que te den plazos de entrega. esto es muy importante para poder coordinar a los industriales.

Tienes dos opciones:

  1. Contratar a un contratista. Aunque puede que sea un poco más caro que contratar a cada uno de los industriales por separado esta opción te ofrece la tranquilidad de tener un solo interlocutor que se encargará de organizarlos a todos.
  1. Contratar a cada industrial por separado, va a ser un poco más de trabajo para ti pero si lo hacer bien te puedes ahorrar algo de dinero.

Vamos a imaginar que optas por la segunda y decides encargarte de la dirección de la reforma:

Interiorista: A este nos lo saltamos porque en este caso eres tu.

Aparejador: Para que te aconseje sobre la estructura y te aclare si puedes o no derribar los tabiques que tu propones.

Albañil: Para toda la parte de derribos, nueva construcción alicatados y ayudas al lampista.

Lampista: El trabajo de lampistería se divide en fontanería y electricidad, antiguamente estos trabajos los hacían dos industriales distintos, pero ahora la mayoría están capacitados para hacer ambos.

Carpintero: Este debe fabricarte o suministrarte las nuevas puertas y ventanas en caso necesario. Para que el paleta pueda terminar una pared el carpintero debe suministrarle el premarco de las puertas y ventanas. También lo vas a necesitar para cualquier mueble a medida que necesites.

Aluminio: En caso de sustituir las ventanas si no quieres que estas sean de madera. También debe proporcionar al paleta los premarcos con antelación.

Yesero: Para dar el acabado liso a paredes y techos.  Es posible que te lo proporcione el paleta, pero si no es así deberás buscarlo por tu cuenta.

Pintor: No tiene mayor secreto, es el que se va a encargar de pintar la vivienda una vez hayan acabado todos los industriales. A no ser que sea necesario que actúe antes en el caso de colocar suelo de madera o laminados. Pero siempre tendrá que volver para dar los últimos repasos.

Parquetista: Si has decidido instalar suelos de madera o laminados, muchos carpinteros te va a ofrecer este servicio, pero si no lo tienen en plantilla lo van a subcontratar. Te aconsejo que te saltes este paso y vayas directo al parquetista.

Marmolista: Cuando reformar la cocina lo habitual ir a una tienda de cocinas a no ser que se la encargues al carpintero. En ambas situaciones te recomiendo que te encargues tú de comprar el mármol o granito directamente al marmolista porque tanto la tienda de cocinas como el carpintero lo van a subcontratar y de nuevo se encarecerá el precio.

 

Pedir presupuesto:

Si no conoces industriales de confianza lo mejor es que hagas una búsqueda por tu zona, no tengas problema en ser directo y pedirle referencias, verás como si no te las dan sólo llegar, estarán encantados de hacerlo.

Concierta una primera entrevista con el paleta y el lampista para enseñarles y explicarles tu proyecto, es importante que estén los dos al mismo tiempo ya que ambos deben compaginar sus tareas. Supongo que a estas alturas ya te has asesorado por un profesional de si puedes efectuar los derribos que has planificado, si no es así hazlo ya, un paleta no está cualificado para decírtelo.

Lo mejor es que te reúnas en tu vivienda para que vean y valoren lo que les explicas. Debes proporcionarles a cada uno de ellos 4 planos:

  • 2 planos del estado actual, uno tal cual y el otro donde marcas lo que ha de derribar. El segundo puede ser una fotocopia del primero en el que marcarás en otro color las zonas a eliminar.
  • 2 planos del proyecto definitivo, el segundo con los puntos de luz y las instalaciones.

Al resto de industriales les debes proporcionar también un plano del proyecto final para que vean el conjunto, después ellos te han de proporcionar los presupuestos de la parte que les corresponde.

Lo habitual es pedir varios presupuestos para comparar precios, aquí lo importante es que sean lo más detallados posible.

Exige siempre que indiquen el tiempo en servir el producto o realizar el trabajo y la forma de pago.

 

No vale con: “Suministro e instalación de 3 ventanas………….1519,72 €”

Debería ser mucho más detallado, como se ve en la imagen:

guia para reformar tu casa

Fíjate que hay un lugar para que firme el cliente (o sea tú) y otro la empresa, sólo así es posible una reclamación si fuera necesaria.

Todos los presupuestos deben especificar las mismas calidades y cantidades.

Una vez tienes varios presupuestos desconfía del más barato a no ser que especifique lo mismo que el más caro (que lo dudo). Puede que sea barato porque se han olvidado de contar algo.

Tampoco te fíes del más caro si entre este y el siguiente más caro existe mucha diferencia. Una de dos, o se han equivocado, o existe un intermediario, o alguien se está llevando una suculenta comisión.

 

PERMISOS Y LICENCIAS

A la hora de hacer reformas en casa, siempre surge la misma pregunta: “¿Qué permisos solicitar?”. Antes de pensar el tiempo que conllevará o lo mucho que encarecerá este permiso el presupuesto, se debe tener en cuenta que todo depende del tipo de obra a realizar.

Reformas de acabados:

Pintar, cambiar el suelo, los alicatados, etc… Puesto que este tipo de obras solo afecta a los acabados de la vivienda, los permisos que suelen tener que pedirse son sólo de carácter informativo, es decir, comunicados de obra.

Reformas que cambian la distribución actual:

Pasar de dos a tres dormitorios, o cambiar el baño o cocina de lugar son obras que modifican la distribución anterior.

Eso significa volver a hacer una Cédula de Habitabilidad. Con la consecuente aprobación del consistorio, mediante una licencia de obras menor. Con la aparición del Código Técnico de la Edificación (CTE) la normativa se endureció muchísimo, por eso, el arquitecto o decorador debe diseñar la vivienda cumpliendo con la norma y evitando que pueda haber problemas, tanto en la legalización de la vivienda, como en la nueva contratación de suministros.

 

Reformas que afectan un elemento estructural:

Se entiende por elemento estructural cualquier pilar, viga, pared maestra, suelo, techo (forjado), cubierta, etc.

Este tipo de reformas requieren necesariamente de un arquitecto para su realización. La seguridad es lo principal y cualquier modificación que se haga en un elemento estructural debe calcularse correctamente para que evitar problemas en un futuro.

Puesto que los elementos estructurales pertenecen a la comunidad de propietarios, se ha de pedir permiso a ésta. Para estas reformas, los ayuntamientos suelen pedir licencias de obra mayor.

 

¿Qué es la cédula de habitabilidad?

La cédula de habitabilidad de una vivienda es un documento que acredita el cumplimento de los requisitos mínimos para que un espacio pueda ser habitado por personas a nivel de salubridad, higiene y solidez. Está legalizada por las comunidades autónomas y caduca cada 15 años.

En esta acreditación se regula la superficie útil, mínima, de los espacios de la vivienda así como el equipamiento mínimo que debe tener: inodoro, cocina, agua caliente, etc.

Los requisitos no son muy exigentes así que lo más habitual es que las viviendas cumplan los mínimos.

cedula-de-habitabilidad

 

 

DIRECCIÓN DE OBRA

Bueno, bueno…parece que ya lo tienes todo en orden y por fin ha llegado el momento de la verdad. Empieza aquí el cambio radical de tu vivienda.

Has recorrido un largo camino hasta aquí, a veces ha sido pesado pero la sensación de estar haciendo las cosas bien seguro que te ha ido acompañando a lo largo del proceso.

¿Estás nervioso?

Seguro que mucho menos de lo que hubieras imaginado, tú tienes el control y es hora de poner todo la información que has recopilado en orden. Ahora dispones de una guía para reformar tu casa.

Vas a ver como poco a poco se va materializando tu idea, tu proyecto. Esta es, para mí, la parte más excitante cada vez que realizo un proyecto.

Yo la comparo a la ilusión que tenía cuando era niña el primer día de colonias. Me plantaba delante del autobús con mi mochila concienzudamente prepara con una semana de antelación. No tenía que rezar para no haber olvidado nada porque me había hecho una lista y la había seguido al pie de la letra.

Precisamente es lo que debes hacer ahora. Crea una lista con el orden de actuación de cada uno de los industriales que necesitas para tu reforma.

Se supone que en los presupuestos te han dado los plazos de entrega de todo, muchos de los industriales necesitan de la actuación de  otros para avanzar en su trabajo.

Crea un calendario y marca el orden de actuación

Esto es imprescindible en esta guía para reformar tu casa. Sin un calendario organizado todo tu trabajo anterior habrá sido en vano. Puedes hacerlo asignándoles un color distinto a cada uno:

Verde: Paleta                         Azul: Aluminio

Marrón: Carpintero                Rojo: Lampista

Rosa: Yesero                         Morado: Pintor

Gris: Parquet                         Naranja: Muebles de cocina

 

guia para reformar tu casa

 

Manos a la obra!!!

Con toda esta guía para reformar tu casa como un interiorista deberías estar preparado para diseñar y controlar la reforma de tu proyecto.

Si quieres ahorrarte todo este trabajo y necesitas la ayuda de un profesional:

Consulta mis SERVICIOS

Un abrazo

Cristina

 

Cristina Peralta
enclavedeco@gmail.com

Interiorista y redactora del blog enclaveDECO | Realizo proyectos de reforma, distribución de espacios y decoración.

11 Comentarios
  • Eva
    Posted at 21:33h, 03 enero Responder

    Cristina, me ha encantado, super completo.
    Gracias por compartirlo.

  • Cristina
    Posted at 10:13h, 04 enero Responder

    Gracias Eva hacía tiempo que lo quería escribir y no encontraba el momento

  • Nazaret Barreto
    Posted at 07:39h, 05 enero Responder

    Madre mía Cristina, gracias por todo este trabajo. La verdad es que es muy, muy bueno. No he podido leerlo todo pero lo haré, seguro. Me lo llevo a Misterios DECO.

    Un abrazo.

    • Cristina
      Posted at 09:29h, 05 enero Responder

      Muchas gracias Nazaret, me encanta que lo compartas, para eso está.
      Un abrazo!

  • Clurjor
    Posted at 21:20h, 14 febrero Responder

    Seguimos mucho tu blog! Haces artículos muy completos y de gran interés! Enhorabuena!

    • cristina
      Posted at 08:59h, 15 febrero Responder

      Muchas gracias por tus palabras.
      En este mundo de prisas, son pocas las personas que dedican unos minutos a dejar un comentario valorando el esfuerzo y el tiempo que requiere escribir un blog.
      Me encanta teneros por aquí.
      Un abrazo!

  • Yenn
    Posted at 10:40h, 21 julio Responder

    Menudo trabajazo estamos planteándonos reformar una casa y es el mejor artículo que hemos encontrado .muchas gracias por compartirlo !!

    • Cristina
      Posted at 22:42h, 22 julio Responder

      Hola Yen, me alegra que te sea de utilidad.
      Estoy de acuerdo contigo, una reforma es un gran trabajo, el secreto para no decaer es una buena planificación y mantener la ilusión en el proyecto.
      Ánimo y si necesitáis ayuda profesional ya sabes donde encontrarme.

      Un abrazo y gracias por tu comentario
      Cristina

  • Vicky
    Posted at 19:13h, 09 noviembre Responder

    Ojalá y hubiera encontrado tu guía antes, aún y así no descarto usarla para las reformas que tengo previstas espero que no tardando demasiado. Infinitas gracias.

  • Vicky
    Posted at 19:17h, 09 noviembre Responder

    Por cierto, llevo 6 años de presidenta de mi comunidad y te parecerá una tonteria pero no sabes como se aplican muchas de las cosas que explicsn al seguimiento de obras de la finca, ya que por desgracia la experiencia que hemos tenido me ha obligado a seguir muy de cerca obras que hemos hecho. Un hallazgo tu blog.

  • Cristina
    Posted at 20:45h, 09 noviembre Responder

    Muchas gracias por tus palabras Vicky, en absoluto me sorprendo por las malas gestiones que has podido observar por ahí. Y es que, por algo se etudia dirección de obra en interiorismo. Algunos no lo valoran, pero te aseguro que la buena gestión de una reforma ahorra tiempo, dinero y, sobretodo, disgustos.
    Me alegra haberte ayudado.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies